La agricultura necesita estudio y ciencia aplicada

Por Leidys María Labrador Herrera

-A optimizar el agua en función de producir alimentos y a capacitar a los campesinos para que desarrollen un adecuado manejo animal llamó en este territorio Ulises Rosales del Toro, vicepresidente del Consejo de Ministros.

Durante un recorrido que comprendió las localidades de Jesús Menéndez y Majibacoa, el dirigente dialogó con directivos de recursos hidráulicos para conocer las medidas de enfrentamiento a la sequía y la situación real que al respecto enfrenta hoy la provincia.

Rosales del Toro visitó también las UBPC Waldemar Díaz y la Reytel Jorge, esta última con una destacada labor en el empleo de plantas proteicas como base del alimento de la masa ganadera. Asimismo, constató los avances de la Unidad Empresarial de Base Paco Cabrera para el fomento de la cría de ganado estabulado.

En intercambio con los ganaderos, el vicepresidente del Consejo de Ministros insistió en que algunos de los problemas más grandes de esta actividad radican en el poco conocimiento del manejo de los animales, en la necesidad de fomentar razas cada vez más puras y en la garantía de alimento. En este sentido, reconoció el papel de nuestro Comandante en Jefe quien, una vez más con su visión acertada, impulsó la introducción en nuestros campos de morera, moringa y tithonia.

«Para trabajar en el campo hay que estudiar, actualizarse cada día. Aquí no se trata de intuición sino de prepararse, y de aplicar la ciencia al quehacer diario».

Acompañado de Ariel Santana Santiesteban, primer secretario del Partido en el territorio y Lilian González Rodríguez, presidenta de la Asamblea Provincial del Poder Popular, el dirigente concluyó su recorrido este viernes con la visita a una finca destinada al fomento de frutales, iniciativa que según señaló, debe ser generalizada y aprovechada en todas sus potencialidades.

Durante la jornada de este sábado Rosales del Toro participará en el Trabajo Comunitario Integrado, Por Nosotros Mismos, en la comunidad de Jobabito, para visualizar el impacto del mismo y su contribución a la unidad del pueblo.